8 Take Me Down To The Paradise City Where The Grass Is Green And The Girls Are Pretty 8

lunes, mayo 23, 2005

F1 2005: Montecarlo, Mónaco

El único circuito urbano del mundial nunca defrauda. Y eso que este año no tenía demasiadas esperanzas puestas en la carrera. Pero siempre es lo mismo. Se espera una carrera coñazo con todos los coches circulando en trenecito y al final siempre pasa algo. Por lo menos los últimos años si, y eso es algo que los espectadores agradecemos.

Porque esta carrera solo es divertida para los que la ven. No quisiera cambiarme por ninguno de los pilotos en esta carrera ni por todo el oro del mundo. Subir zumbando Santa Devota a 200 km/h sin margen de error debe ser aterrador. Esos guardarraíles, ese asfalto bacheado, esa curva de meta, ese túnel... Aterrador.

Por eso doy todo el mérito que se merece a la victoria de Kimi Raikkonen. Y a todos los pilotos que han acabado. Así, en este trazado, demuestran que, por lo menos, una vez al año, saben conducir sin escapatorias y sabiendo que el más mínimo fallo lleva a un único lugar en todo el recorrido: La cuneta.

Excepcional espectáculo, por todo los demás. Y para bien o para mal, Alonso está en todas. Esta vez, gracias a la estrategia de algún "iluminado" de su equipo, acabó con los neumáticos traseros totalmente lisos. Y claro, de ir segundo durante 60 vueltas de 78, en esas diez últimas acabar cuarto (con Montoya echándose encima para quitarselo de en medio a la primera oportunidad) pues todavía hay que dar gracias.

Y todo ello mezclado con trompos, montoneras, coche de seguridad y glamour. En fin. Si alguna vez voy a alguna carrera de F1 me gustaría ver Mónaco, por todo lo que conlleva sacar a los monoplazas de los circuitos y meterlos en este trazado urbano y ratonero.

Próxima carrera el domingo que viene en el circuito aleman de Nurburgring, escenario (por lo menos el año pasado) de grandes carreras con enormes piques y adelantamientos. Y vuelven los BAR Honda, con lo que tenemos otros dos gallos en el ajo.

EL BUENO: BMW WILLIAMS F1 TEAM: Gran resultado para los dos monoplazas blancos. Por primera vez en bastante tiempo pisan podio y, por mucho que nos fastidie que haya sido a pesar de Alonso, hay que reconocer la meritoria clasificación y la excelente carrera de Webber y Heidfeld.

EL FEO: TELECINCO: Lo de Lobato, Serrano y compañia con Alonso ya pasa de castaño oscuro. Pase que apoyen al piloto local, pero lo de defender a capa y espada todo lo que hace Alonso y Renault y ningunear al resto de pilotos, incluso al pobre Pedro de la Rosa -que da una clase de F1 cada vez que habla- es muy fuerte.

EL MALO: RENAULT F1 TEAM: Pase que se equivoquen con la estrategia de Alonso, pero lo de hacer que el otro coche entre en la misma vuelta para hacer la misma, pues no. Y si encima, cargas el coche a tope, obligas al piloto a tirar y quieres ganar, pues tus neumáticos no son eternos. Mi idea es coger al ingeniero que tuvo esa brillante idea, decapitarle, clavar su cabeza en una pica y ponerla al lado del box en la próxima carrera.

EL DANDY: KIMI RAIKKONEN: Parece que el gafe que persigue al finés empieza a diluirse. Lleva dos victorias en dos carreras y todo el mundo le señala ya -con permiso de Michael Schumacher- como alternativa al dominio de Alonso en el Mundial.

PREGUNTA RETÓRICA: ¿Dejarán a los mecánicos de Red Bull Racing seguir vistiendo como DoomTroopers? Que gustazo verlos. Por lo menos se nota innovación en un mundillo que no suele ser tan variado.