8 Take Me Down To The Paradise City Where The Grass Is Green And The Girls Are Pretty 8

viernes, diciembre 09, 2005

O2 Powered

Volví. Con lo cual no he cumplido mi pretendida amenaza de no hacerlo. Pero dejando aparte mis bravatas no realizadas, he de comentar que me lo he pasado relativamente bien. Lo de relativamente es porque me he quedado con la sensación desagradable que te da volver en un autobús a las dos menos cuarto de la mañana habiendo esperado todo el día en Ribadesella haciendo NADA.

Bueno si. Algo si. Cargar con las bolsas de lado a lado. Poco más.

Claro que si abres el plano y observas todo el conjunto, pues sale que han sido unos días bastante aprovechadetes, reventado de cansancio por haber andado un montón, unos paisajes bastante interesantes (hombre.... el verde de Asturias es el mismo que el verde de Vizcaya, las cosas como son), sidra abundante y una agradable y divertida compañia.

Lo mejor... la casita rural, el entorno y las posibilidades que da el estar en medio de la nada: Quads, barranquismo, descenso del Sella..... pero en verano. En diciembre, temporada baja, te tienes que buscar tú las actividades. Y claro, como buena zona turística, en pleno invierno eso está muerto. Aún a pesar del macro puente. Y lo único que hicimos fue andar, andar más todavía, comer y dormir.

Hay fotos. Igual hasta me hago un álbum recordando lo relajado que estoy ahora mismo enfrente del teclado. Me pasa siempre que vuelvo de sitios en donde el aire es relativamente puro. El pueblo, el monte, sitios como este.... mi cerebro parece que agradece el chute de oxigeno y no le importa ponerse a rendir... en fin, a ver lo que dura...

Y llegamos al temido lunar negro del viaje. Ayer. Bueno, digamos que ha sido un lunar continuo desde que llegamos. Resulta que teníamos billetes con la vuelta abierta. Y para cerrarla hay que pasar por taquilla para sellarla. Bueno, pues en tres días que hemos estado (y los tres días pasando por Ribadesella) LA ESTACIÓN DE ALSA CERRADA. Claro, al principio no te importa... total, ya volveremos... el segundo día ya ves como la nube negra empieza a crecer y empiezas a plantearte las alternativas. Pero lo que es espectacular es que ni cristo bendito dé explicaciones.

Y ya cuando nos enteramos (a la una de la tarde) de que el único autobús pillable sale a las dos menos cuarto de la mañana... en fin... dejémoslo en que ha sido un pequeño peaje a pagar por haberlo pasado bien. El caso es que lo he explicado de un modo bastante claro, pero la movida ha sido muuuuuuuuuuuuucho mas complicada.... y no es plan.

Puxe Asturies!!

P.D.: Suena Wonderwall, versioneado por Ryan Adams.
P.D.: Por cierto, excepto la señora del albergue y algún camarer@ que otr@.... que gente más arisca, leche....
P.D.: Menuda ampolla en el menique del pie izquierdo.... casi parece mi hermano gemelo.... que grande que es la jodía...