8 Take Me Down To The Paradise City Where The Grass Is Green And The Girls Are Pretty 8

miércoles, abril 05, 2006

Borreguismo

Al hilo de lo que ha escrito LadyPain (y sus habituales contertulios en forma de perlas negras) se me ha ido generando en la cabeza una entrada. Al principio de los tiempos iban a ser dos o tres líneas, pero ya se sabe, uno se lía la manta a la cabeza y acaba escribiendo media vida. Al tema pues.

El tema es que no reconozco a la generación anterior a la mía. Hombre, está bien eso de pensar que sigues siendo un chaval (que lo soy), que los sábados por la mañana todavía no hay ningún pipiolín que me siente jugando a baloncesto y que la espalda todavía no me cruje. Pero ello no quita el hecho de que en el dni pone 27 tacos. Y la cosa, repito, es que no me veo reflejado en la siguiente generación.

Entiendo que con 17-20 años tu cuerpo es una bomba hormonal a punto de estallar, que pasas de la autoridad como de la mierda y que tus gustos musicales no coincidan con los de gente no mucho mayor. Tengo un hermano de esa edad y esos son los síntomas. Pero lo que de verdad me asombra es la falta de ambiciones, aspiraciones y objetivos en la vida.

Niñatos de 19 años que por tener un graduado ya se creen el rey de la baraja, cobrando un sueldo de mierda como peón de obra, sin más límite temporal que el próximo sábado, la próxima discoteca o la próxima fiesta. Viviendo en casa de unos padres sobrepasados, que se contentan con verle media hora al día (una si la criatura es especialita comiendo) y que no saben cual es el destino que su vástago da a su sueldo.

Adolescentes que escuchan seudo-música compuesta de ritmos repetitivos, o en su defecto, núbiles mozuelas que escuchan el último producto de OT, los Chichos o el último jipi que toca más colocado que Jim Morrison.... pero ni con un cuarto de su talento.

Ya no hablamos de grupos de amiguetes que se van de botellón (eh, yo tambien lo he hecho) a pasar el rato y contarse sus movidas de cuando en cuando... Eso ya lo hacen a diario, al salir del trabajo de peón/camarera/cajera de supermercado (ojo, con todo el respeto del mundo hacia esas profesiones) a quedar con sus amigos en la lonja a fumar unos petas.... Y así de lunes a jueves, con el intermezzo de jolgorio que suponen viernes, sábados y domingos..... y así semana a semana. Y no se molestan en cambiar.

Es por eso que leo acerca de los franceses y me hierve la sangre. Que el colectivo joven (francés) sea capaz de provocar una huelga general a causa de su empleo me enerva. Aquí, organizarse para gilipolloces si. Macrobotellón, macroorgía, dedicatorias chungas a Ramón García en año nuevo..... polladas todas. Eso sí, para algo serio, pasando.

Y leyendo Noway el otro día, me entero de que se convoca una sentada a nivel nacional en protesta del precio de la vivienda. En Bilbao, el 14 de mayo en la plaza del Arriaga a las cinco de la tarde. Yo iré. Y espero equivocarme y ver a gente menor de 20 años. Comprometida. Mirando más allá de lo que venga dentro de una semana. Pero no tengo mucha fé.

Por una Vivienda Digna

Uno, que está aprendido....

P.D.: Una nota divertida para acabar con el tono tenebroso de esta entrada. En La Nueva España, el insigne e infame Teddy Bautista demandaría a Google por lo de "Ladrones" si pudiese. No, no es que no pueda, es que cualquier abogado se reiría de él si va con esas.... Y el tío todo convencido de que ganaría....